Rodar es cuestión de fe, de confianza y de esfuerzo

pdf : NP110911.pdf

Día de debate sobre el “cine de guerrilla” en el Café Galdós y sobre el tratamiento de la información en la segunda sesión de Experimenta el Nuevo cine.

La tercera sesión de cortometrajes a concurso y la primera de la sección PNR, protagonistas en el Cine Estudio del Círculo de Bellas Artes.

El proyector del Cine Estudio del Círculo de Bellas Artes El proyector del Cine Estudio del Círculo de Bellas Artes en acción. (Foto: Jonathan González)

Prensa 20 FCM-PNR, 2011. Madrid.

El cuarto día del Festival de Cine de Madrid-PNR mantuvo su ritmo de actividades alternando el debate y las proyecciones a partes iguales.

El primer momento para la reflexión fue la segunda sesión del ciclo paralelo Experimenta el nuevo cine, dirigido por Ana Solano. El objetivo principal era poder compartir diferentes ideas sobre la fuerza de resistencia que posee el audiovisual dentro de los dominios institucionales de poder, y hasta qué punto las corrientes actuales y las nuevas formas de narrar son excluidas de los circuitos de distribución y exhibición.

La conversación fluyó hacia el tratamiento de la información en los medios de comunicación, los falsos documentales, la falta de información del público en general y sobre el tipo de información que llega a los espectadores, aunque muchas veces no se asemeje a la realidad. Sobre este tema, cobraron un especial interés las diferentes perspectivas con que se ha afrontado el movimiento 15M en los diferentes medios.

DEBATE DE “GUERRILLEROS” EN FAMILIA

El Café Galdós acogió su tercera sobremesa, que cambió su esquema habitual, alejándose del atril donde hasta ahora se habían presentado los largometrajes, para favorecer el dialogo y la familiaridad. José Fernández, presidente de la Plataforma de Nuevos Realizadores, reunió a varios directores y productores del Festival, para hablar no de sus películas, “sino sobre la forma y las decisiones a la hora de afrontar el cine, el cine de guerrilla”.

El primero en atreverse a definir “cine de guerrilla” fue José Víctor Fuentes, productor de la cinta “90minutos & I Love you”: “es todo el cine que haces al margen del sistema de los grandes estudios, televisiones, subvenciones y productoras; si no, es cine institucional”.

Una de las principales características de este cine, para José Víctor Fuentes, es que debe ser una elección personal, porque “no debe hacerse por motivos económicos, sino seguirá siendo cine, pero sin recursos”. El cineasta, prosiguió: “debe adaptarse a su entorno, sacarle el máximo provecho porque el dinero no es proporcional a que se haga un buen cine, ya sea de guerrilla o cine comercial”.

Jesús Monroy, miembro de Nómada Films, defendió el modelo de “cine de guerrilla” con el que han podido llevar a cabo, “sin ayudas ni coproducciones“, 13 cortometrajes, dos series en Internet y 3 largometrajes. Aún así, subrayó que un problema muy grave es que la gente está acostumbrada al coste cero, “la gente se habitúa a descargar sin pagar y eso nos daña a todos porque incluso hace que las productoras no crean en ti”.

Internet fue uno de los puntos enfrentados; Fuentes defendió las posibilidades que ofrece la distribución gratuita a través de Internet, ya que “lo importante es que tu película se vea, y si tienes un millón de espectadores en Internet, seguro que se puede ganar dinero en otros lados, aunque sea por algo que no sea directamente tu película”. Jesús Monroy, por su parte, argumentó que es obligación de los propios creadores buscar otros medios ya que, “o creamos un sentimiento de calidad y un sistema competitivo, o entonces nunca lograremos que el cine español se vea”.

Francisco Brives, miembro de “ArtHouse Madrid”, quiso concretar en un tema que fue unánime entre los asistentes, la distribución del dinero; según expresó, “dinero hay, pero está muy mal repartido y ha sido copado por un grupo restringido de gente”.

El miembro de este colectivo, que defiende un espacio público de visionado y de trabajo para los cineastas, aportó un objetivo para la comunidad del cine, el de “lograr que nuestro trabajo se valore como bien cultural en sí mismo; somos embajadores culturales de nuestro país, y eso es parte de nuestro trabajo y tenemos que valorarlo, y debería ser valorado”.

José Fernández comentó la falta de flexibilidad de una industria en la que se aprecia “la huída de la gente de las salas, los videoclubs están cerrando, pero las instituciones están obcecadas en mantener un sistema… Puede que esté surgiendo una nueva industria a la que no se le está prestando la atención necesaria.”

El propio Francisco Brives lanzó la pregunta de cuándo va a haber una red de distribución al margen de la institucional o estandarizada, a lo que José Víctor Puentes reconoció que “ahí radica parte del problema, ya que no hay una red de distribución adecuada, porque faltan agentes o medios de distribución de para una serie de películas, y la gente se cansa de intentar mover su obra y que no llegue a nada”.

Tommy Llorens, director de dos cortometrajes a concurso, alabó la labor del Festival porque, “es uno de los pocos que hay en España que se atreve, y apuesta por mostrar gran cantidad de producciones que en este país no se ven, ya que en muchos festivales, hasta pequeños, se acaba viendo el mismo tipo de películas”.

Elena Medina, directora del Festival y productora de Esgaya Films, coincidió con Brives en el problema de que “muchas veces se nos está pidiendo unos impuestos antes de que nuestro producto salga al mercado, lo que puede hundir muchas ideas que surgen de presupuesto cero.

El diálogo se animó y se expusieron diferentes argumentos sobre cómo afrontar el momento actual del cine ajeno al sistema de producción masivo. Tuvo que ser José Fernández el que puso punto final “a un primer contacto para generar un debate que precederá a muchos otros” para poder acudir a tiempo al Círculo de Bellas Artes. Pero antes dejó una frase para la reflexión: “rodar es cuestión de fe, de confianza y de esfuerzo”.

TRAS EL DEBATE, LA PROYECCIÓN

El protagonismo volvió a las salas de proyección con la tercera sesión de cortometrajes a concurso en la Sección oficial de cortometrajes y la primera de la Sección PNR.

El Cine Estudio del Círculo de Bellas Artes recibió una gran afluencia de público para ver las películas. A las 19.30 horas se exhibieron las obras de menos de 30 minutos: “Hombre máquina”, “Ámar”, “El premio”, “Llama ya”, “Entrevista”, “Aunque todo vaya mal”, “Rött Hár” y “Berlín”.

Por la noche, fue el estreno de la Sección oficial PNR. Este ciclo es el único exclusivamente para los socios de la Plataforma y en la primera sesión se pudieron disfrutar las piezas: “Penield”, “Odio”, “La dantesca escena”, “2º Piso”, “No existe el adiós”, “El despegue del trimotor” y “Alergia”.

NUESTRA AGENDA PARA HOY

Hoy lunes 12 de septiembre es uno de los días destacados del festival con el homenaje a Mercedes Gaspar. La sala CAMON, que desde el día 8 y hasta el 17 recoge la exposición de fotografía digital y el visionado de microsecuencias de la autora aragonesa, será el espacio donde se presentará el segundo volumen de la colección “Perspectiva en corto” dedicado en esta ocasión a la trayectoria de la turolense.

Posteriormente, se proyectarán varios de los mejores cortometrajes de su dilatada carrera: “Su primer amor”, “Sabía que vendrías”, “El sueño de Adán”, “Las partes de mi que te aman son seres vacios”, “Esclavos de mi poder, “El sabor de la comida en lata” y “Bikini”.

Comunicados de la Organización | Festival de Cine de Madrid-PNR